Lubricación en automóviles

Lubricación en automóviles

¿Por qué es necesario lubricar los motores?

Para evitar los efectos del rozamiento

La función principal de un lubricante es evitar el rozamiento entre superficies metálicas en movimiento. Al lubricar un motor, sus piezas quedan protegidas por una película de aceite y se deslizan suavemente.

  • Si el roce disminuye, se necesita menos fuerza para mover las piezas.
  • Si las piezas están protegidas, se desgastan menos.
  • Si las superficies en movimiento se deslizan suavemente, hay menor riesgo de sobrecalentamiento.
  • Si las piezas metálicas están bien lubricadas, hacen menos ruido al deslizarse o chocar entre ellas.
  • Si las superficies están aceitadas, al entrar en movimiento resbalan y no tiritan Para facilitar el arranque en frío.

Con el motor bien lubricado, un automóvil arranca con facilidad en cualquier condición de clima. Cuando la temperatura ambiente es muy baja, el aceite debe mantenerse lo suficientemente delgado para fluir hacia las piezas del motor.

Para enfriar las piezas del motor

El aceite del motor es el principal refrigerante de las piezas del motor. Al estar sometidas a temperaturas elevadas, sin suficiente lubricación, estas piezas (pistones, cojinetes de bancada, cojinetes de biela y árbol de levas) podrían fundirse.

Para mantener el motor limpio

Un buen lubricante de motor tiene un efecto de escoba. Arrastra al cárter partículas de carbón, hollín y otros residuos de la combustión. Esta suciedad se mezcla con el aceite del motor y es eliminada en cada cambio de aceite.

Para prevenir la herrumbre

Un aceite formulado adecuadamente deposita una película química sobre las piezas del motor. De esta manera las aísla del agua como si fuera un escudo protector de los metales. Esto es como si plastificáramos las piezas de metal para evitar que tengan contacto con el agua. Así el motor queda protegido de la herrumbre producida por la humedad.

¿Cómo se diferencian los lubricantes para motores a gasolina?

Los aceites lubricantes se diferencian de acuerdo con dos criterios: La calidad o nivel de desempeño. Los aceites se clasifican según su desempeño en pruebas con motores de distintos niveles de exigencia. De acuerdo a los requisitos del motor, los fabricantes de vehículos recomiendan un lubricante con una determinada categoría API (E. E.U.U.) o ACEA (Europa).

Un aceite puede estar calificado únicamente para lubricar motores de vehículos fabricados en un cierto período de años. La calificación la establecen el Instituto Americano del Petróleo o API (por su sigla en inglés (en E.E.U.U.), y la Asociación Europea de Fabricantes de Autos o ACEA (en Europa). Las distintas categorías API o ACEA representan la calidad de los componentes básicos de un aceite y la calidad de sus aditivos.

Las categorías API para motores a gasolina comienzan siempre con la letra S, según API. La segunda letra de la categoría indica un progreso en la calidad del aceite. Comenzando con la A, los aceites se han ido perfeccionando cada vez más hasta llegar actualmente a la J. De acuerdo con ACEA, la secuencia comienza con la letra A y luego un nº, que por el momento va desde 1 hasta 3, progresando la calidad a medida que aumenta este número.

Los aceites calificados por API como SJ y por ACEA como A3 son los de mayor calidad para motores nafteros.
Para motores diesel, las categorías API comienzan con la letra C y las categorías ACEA con la letra B para motores de automóviles y E para motores de vehículos comerciales (camiones, autobuses) . Para vehículos diesel el nivel máximo de calidad es, según API CG?4 y, según ACEA E3 para vehículos comerciales y B3 para automóviles.

El grado de viscosidad SAE

Existen distintos tipos de aceite, según su viscosidad. No cualquier aceite puede ser usado en cualquier motor y condición de trabajo. La viscosidad tiene que ver con la capacidad de fluir. Los líquidos espesos escurren con mucho más dificultad que los delgados. Así, mientras más viscoso sea un aceite, menor será su tendencia a escurrir sobre las superficies a lubricar.
Los cambios de temperatura afectan la viscosidad.

Cuando el motor está detenido, con sus piezas frías, la viscosidad del aceite es mucho mayor que cuando está en marcha y la combustión ha calentado las piezas.

Las condiciones de clima tienen el mismo efecto: en invierno el aceite se espesa y en verano se adelgaza.

Por lo tanto:

  • En invierno se necesita un aceite un aceite menos viscoso para que pueda escurrir bien hacia las piezas que tiene que lubricar, facilitando el arranque en frío.
  • En verano se necesita un aceite más viscoso para que no se adelgace al punto de no proteger las piezas en contacto.

La SAE (Sociedad de Ingenieros Automotrices de E. E.U.U.) determina el grado de viscosidad de los aceites, de acuerdo con la siguiente clasificación (para aceites de motor):

Los aceites monogrado pueden ser usados cuando hace calor o cuando hace frío. Por eso se los conoce como aceites de invierno o aceites de verano. Por ejemplo, el grado SAE para un aceite de verano es 50 y para uno de invierno es 30. Estos son recomendables cuando la temperatura es estable durante el día o entre el invierno y el verano.

Los aceites multigrado se desarrollaron para superar las limitaciones de los monogrado. Estos se mantienen más estables frente a los cambios de temperatura ambiente y del motor. De este modo, el mismo aceite puede ser usado tanto en invierno como en verano. Los aceites multigrado tienen características de viscosidad correspondientes a distintos aceites monogrado. Sus denominaciones SAE son: 5W50, 15W40 y 20W50. La letra W(de winter que significa invierno en inglés) siempre acompaña al grado SAE para temperaturas bajas.

Un aceite multigrado SAE 5W50, por ejemplo, tiene la viscosidad de un monogrado SAE 5 cuando hace frío y de un monogrado SAE 50 cuando hace calor.




Califica este Artículo:
0 / 5 (0 votos)



2 Comentarios en Lubricación en automóviles

  1. Ramón Dice:

    Yo siempre he llevado mi carro a SpeeDee, porque me da mucha confianza y siempre lo tienen a tiempo. Se lo recomiendo, ¡Vayan!.

  2. Carlos Dice:

    Si de proteger su parque vehicular se trata, con lubricantes, grasas y aceites desarrollados con la tecnología más avanzada de Mobil automotriz es más que suficiente los cuales encontraras en

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *